domingo, 26 enero 2020, 09:41
Martes, 06 Agosto 2013 11:00

Cristina, consecuente

Escrito por  Arnaldo Musa
Valora este artículo
(10 votos)
Junto con Evo, inaugura un gasoducto entre Argentina y Bolivia Junto con Evo, inaugura un gasoducto entre Argentina y Bolivia

Cuando la prensa de derecha arremete contra un gobernante, le endosa epítetos crueles, y otros que considera que lo son, no hacen más que avalar un proceder progresista. Este es el caso de la presidenta argentina, Cristina Fernández.

Cuando la prensa de derecha arremete contra un gobernante, le endosa epítetos crueles, y otros que considera que lo son, no hacen más que avalar un proceder progresista. Este es el caso de la presidenta argentina, Cristina Fernández, consecuente en su guerra declarada al neoliberalismo, el apoyo al movimiento de integración regional y el rechazo a la política hegemónica británica de birlarle la soberanía de las Islas Malvinas, con el apoyo de Estados Unidos.
                 

El Imperio no perdona que la mandataria haya cortado todos los «vínculos carnales» existentes antes del gobierno de su fallecido esposo, Néstor Kirchner; eliminado leoninos tratados, luego de la cancelación de la deuda con el Fondo Monetario Internacional y rechazo de sus directivas y presiones; y el papel protagónico en organismos regionales independientes, como Unasur y Mercosur.
                                                                                             

Conociendo la importancia del diálogo que insurgentes y gobierno realizan en La Habana para llevar la ansiada paz a Colombia, Fernández vuelve a emprender gestiones in situ para coadyuvar al éxito del necesario proceso, así como aprovechar para reiterar su rechazo al reciente atropello de naciones europeas que, siguiendo el dictado norteamericano, pusieron en peligro la vida del presidente boliviano, Evo Morales, al negar el paso del avión que le transportaba en su regreso de una visita a Rusia.
                            

                                                  
Se puede ser antineoliberal, seguir siendo capitalista y no socialista, pero lo que avala realmente a esta Presidenta es la continuación y profundización de la política que emprendió Kirchner, con varias decenas de logros (además de los antes señalado), en todas las esferas, de los que acotamos algunos:
                                               

                           
Recuperación del debate político, convocatoria a la militancia activa de los jóvenes, constituirse en un país de referencia dentro del G20, respuesta efectiva a la crisis internacional, presidencia del G77 más China, acuerdo de alianza estratégica con Venezuela, la ley de reforma política, con elecciones primarias abiertas, simultáneas y obligatorias, y regulación del financiamiento de las campañas.
               

Además, una política estatal activa en relación con los derechos humanos, con la anulación de las leyes de impunidad, juicio a militares responsables de la dictadura, depuración de la Corte Suprema Automática y designación de una digna; ley de matrimonio igualitario apertura de archivos secretos sobre terrorismo de Estado, entre otros; ley que penaliza la trata de personas (sexual, esclavismo, privación de libertad, extracción compulsiva de órganos), eliminación de centros clandestinos de detención, creación del Banco Nacional de Datos Genéticos y la no represión de las demandas sociales.
                               

En la esfera de la educación fueron creados tres canales, se derogó la Ley Federal y promulgó una nacional y otra sexual integral, se crearon unas 1 200 escuelas, se llevó a cabo el Programa Nacional de Alfabetización, fue cubierto el territorio nacional con la televisión digital abierta, pública y gratuita, se restauraron 12 museos nacionales y se reconoció la figura de Juan Manuel Rosas.
                                                     

En lo laboral, el desempleo se redujo del 24,7% en el 2003 al 7,4% hace dos años, ha crecido la generación de empleo, fueron creadas cooperativas de trabajo y se demandaron a los empresarios que mantienen a los obreros en condiciones de esclavitud.
                  

Durante la gestión de Cristina se realizó la unificación monetaria, el crecimiento económico promedió entre el 8% y 10%, las reservas del Banco Central alcanzaron 51 000 millones de dólares en el 2010, se subsidió el transporte de pasajeros, lo que hizo bajar el costo del pasaje; y el Estado controló el agua, las aerolíneas y el correo.
 
Interminable sería citar el resto de los logros, pero basta destacar el crecimiento de la inversión pública, sin tomar nueva deuda; se suspendieron las ejecuciones hipotecarias, fue doblado el aumento anual a jubilados y pensionado, y se creo una ley de jubilación para las amas de casa, además de aumentar en 600% a las jubilaciones mínimas, que estuvieron congeladas durante 10 años.
                                

Hay otros importantes avances sociales, acerca de los cuales los medios de oposición, mayoritarios, mencionan poco o soslayan, desconociendo el compromiso presidencial de combatir la pobreza, como cuando sostuvo este año en la apertura de la Cumbre de Energía que se desarrolló en Abu Dhabi, capital de los Emiratos Árabes: «Los servicios no son solo energía, sino también salud, vivienda y progreso»... Los gobernantes deben tener «compromiso para combatir la pobreza», y aseguró que los países desarrollados tienen «mayor responsabilidad» en el daño medioambiental.

alt

Visto 2393 veces

Comentarios  

 
#4 eddyscu 10-08-2013 21:52
Eulalia, hace unos días conversaba con una joven argentina que estudia medicina acá en Cuba y los comentarios de ella sobre el gobierno de Cristina y su desaparecido esposo fueron muy buenos, por demás la imagen que se ve de Argentina no me concuerda con su comentario...
 
 
#3 Rafa 09-08-2013 16:15
Eulalia: No vivo en argentina para conocer su realidad, pero creo que Cristina es una extraordinaria persona, muchas cosas no dependen de ella. Una cosa si es segura: le sobra moral y valor para enfrentar las dificultades y eso es digno de admirar. La forma en la que derrotaron ella y Nestor el ALCA y la forma en la que han salvado al país de la deuda externa es algo realmente digno. Saludos.
 
 
#2 Eulalia 06-08-2013 15:54
Hermanos cubanos: No se engañen con los doble discursos.Soy argentina, de 72 años.Y no está todo bien. Han firmado leyes antiterroristas , enviaron tropas a Haití, se la pasan haciendo operaciones, igual que la oposición, reprimen a los pueblos originarios, entregan yacimientos para explotar con fracking. etc.etc.
En este breve espacio no debo seguir pero si lo desean podemos intercambiar opiniones.
Un fraternal saludo
 
 
#1 Jorge Serra 06-08-2013 14:33
Hola, yo he estado escuchando bastante a la presidenta de Argentina y estoy de acuerdo con sus discursos y sus frases, en realidad ha apoyado con su discurso consecuente como dice la noticia al movimiento de integración regional de america latina, es cierto los servicios que deberia dar el gobierno no son solo energía, sino también salud, vivienda,
y progreso para la gente y la nacion. La interpretacion que hizo de como se deberia enfrentar a la globalizacion por los gobiernos del area hoy en dia, me parecio muy acertada. Saludos.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar