viernes, 14 diciembre 2018, 22:44
Miércoles, 05 Diciembre 2018 04:19

CRÓNICAS BIEN CORTAS: Los tiempos galantes

Escrito por  Yuris Nórido/ CubaSí
Valora este artículo
(6 votos)

«El que pretenda a mi nieta, tiene que ir a pedirme la mano a mi casa, como se hacía antes».

«Yo sé que los tiempos han cambiado —me decía hace unos días una vecina del edificio del frente—, pero lo que no puede cambiar son los valores. La mamá de mi nieta, mi hija, se fue con su marido a vivir al Cotorro y me dejó a la niña. O sea, yo soy la que responde por ella. Así que la estoy criando como no supe criar a mi hija, por falta de experiencia».

—Pero la niña es muy educada —le dije por decir algo. La «niña», por cierto, debe tener más de veinte años.

—Así la he enseñado. Que pida permiso para pasar, que salude al llegar, que se siente con las piernas cerradas, que no alce la voz, que respete para que la respeten... Y lo más importante: el que pretenda a mi nieta, tiene que venir a pedirme la mano a mi casa, como se hacía antes...

—¿Y ya han ido a pedírsela?

—Ella todavía es muy jovencita para eso...

Llegó el ómnibus que esperaba la señora y me dejó esperando el mío. A mí y otra vecina, que participaba callada en la conversación.

—¡Como cambian los tiempos! A esta antes le decían «La liviana» y ahora educa a la nieta como si fuera una monja. Yo mejor ni te hago los cuentos de su juventud. ¡A mí me quitó un novio! ¡Era la candela sin contracandela! Que no me venga a hacer un cuento... 

Visto 349 veces Modificado por última vez en Lunes, 10 Diciembre 2018 09:10

Comentarios  

 
#4 Dr. C. Alfredo Pita 07-12-2018 11:17
Buenos días:
Excelente crónica sobre la doble moral. Pero la vecina que estaba callada no se atrevió a decírselo en su cara. En la pérdida de valores que ha tenido nuestra sociedad está incluido no hablar en el momento oportuno, para no buscarse problemas. Llevado eso a todos los aspectos de la sociedad, administración, prestación de servicios, manejo de recursos, medios masivos de difusión, etc. la falta de enfrentamiento constituye uno de los problemas que laceran hoy al País que tanto amamos los cubanos. Para mi es más negativa la señora callada, que aquella que intenta inculcar en su nieta hábitos que ella no practicó, pero que considera correctos.
Gracias. Pasen buen día
 
 
#3 cubana 05-12-2018 17:02
Es la doble moral que esta permeando muy seriamente nuestra sociedad.Haz lo que yo digo y no lo que yo hago.
 
 
#2 HAVANA FIVE HUNDRED 05-12-2018 16:07
Si a la abuela le queda la experiencia.... . de que le fué mal en su ¨mala vida¨..... hasta cierto punto procede.... de que quiera evitar lo mismo para su nieta...... Siempre nos queda a los adultos..... el legado de resguardar a nuestros seres queridos más jovenes...... de los golpes de nuestra juventud,...... desde luego, adaptando o adecuando nuestro proceder...... según la forma de los nuevos tiempos.
 
 
#1 RONY9 05-12-2018 15:51
jajajaja, eso se llama exigir moral en cansolcillos jajajajaj que buena está esta crónica jajajajjajjajaj aj, hay dios y quien le dice a esa señora que la niñita de cerca de 20 años o más no está haciendo todo lo contrario en la calle, jajajajaj, ver para creer, lo lindo del caso es que es loable que quiera criar a su nieta inculcandole valores supusestamente perdidos hoy en día, esto está muy lindo, pero se dice que la mejor forma de proyectar algo es pregonando con el ejemplo ojalá y que nunca la nietecita se entere del pasado un tanto liviano de su abuelita querida, jajajajajaj, se verán cosasssssss.
 

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar